Blog

Jamón ibérico deshuesado

Cortar el jamón directamente desde la pata es la mejor forma de consumir la pieza, obteniendo todo su sabor. Sin embargo, también es posible que la mejor opción sea deshuesar el jamón.

Deshuesar un jamón ibérico: ¿cuáles son sus ventajas?

Deshuesar un jamón ibérico no es más que quitar el hueso a la pata, para poder disfrutar del jamón en un formato más sencillo y que no requiere estar en un soporte, algo que puede ocupar cierto espacio en función de la pieza.

Hay muchos motivos de peso por los cuales se puede querer deshuesar un jamón ibérico.

  • Almacenamiento: Un jamón deshuesado es mucho más fácil de guardar. Aunque se tiene que almacenar refrigerado.
  • Aprovechamiento: No se desperdicia nada de la carne, como sí puede suceder al cortar directamente de la pata, especialmente si no se tiene una gran experiencia.
  • Comodidad: Es mucho más cómodo cortar un jamón ibérico deshuesado. Puede pasarse por una cortadora o simplemente cortarse con un cuchillo sobre una tabla.

El proceso para deshuesar un jamón

Es importante saber que el jamón se puede dividir en tres partes: cadera, babilla y maza. Cuando se lleva a cabo el proceso de deshuesado, se consiguen tres piezas que, posteriormente, se pueden unir en el envasado o dejar por separado.

Para poder retirar los huesos del jamón se utilizan hasta tres cuchillos para poder desprender toda la carne del hueso.

Con el hueso de la cadera, se comienza por el extremo que sobresale de la pata y se marca con el cuchillo deshuesador, llegando hasta una punta y volviendo al punto de partida. Una vez marcado se comienza a separar la carne de la cadera.

El fémur es el hueso más largo y el que más fuerza requiere. Se rodea su principio y se utiliza una gubia para poder separar la carne, ahondando cada vez más. Posteriormente, se elimina la corteza del codillo y se comienza a rodear el hueso hasta la babilla y la maza. Tras cortar todos los tendones y separar la carne, se puede girar la pezuña manteniendo el jamón fijo para sacar los huesos de la pieza.

¿Deshuesar un jamón por tu cuenta o enviarlo a un experto?

¿Has comprado un jamón y estás pensando en hacerlo por tu cuenta? Cualquier persona puede ponerse manos a la obra y deshuesar un jamón ibérico. Necesita de los materiales necesarios para poder cortar la carne y desprender el hueso.

Sin embargo, se necesita de experiencia para poder obtener un buen resultado y, sobre todo, mucho cuidado para no cortarse con los afilados cuchillos.

Para obtener un jamón ibérico deshuesado a la perfección, y evitar cualquier accidente, la mejor opción siempre es dejar la tarea a un profesional. Además de cortar la pieza y quitar el hueso, también se entrega envasada al vacío, lo que permite que sea fácil de almacenar y, sobre todo, que la pieza dure mucho más tiempo intacta hasta el momento de comerla.

Si compras una pieza en La Serranía de Macias, podemos deshuesarla para que la disfrutes sin tener que preocuparte por nada más que cortar el jamón y saborear su carne. Todo por tan solo 8€.

jamón ibérico deshuesado
Click para votar este post!
[Total: 0 Media: 0]

No hay productos en el carrito.